Virtualización de servidores sin intermediarios

Instrucciones de virtualización compilados en el interior del kernel

El mayor contraste que pone en oposición los Servidores Privados Virtuales KVM y prácticamente el conjunto de los demás tipos de virtualización se oculta en la tecnología de virtualización en sí. Gracias a KVM, ha quedado en el pasado la necesitad de correr programas de virtualización adicionales en el servidor – en cambio las instrucciones del software necesarias se elaboran dentro del sistema operacional del host. Este proceso acaba por mitigar considerablemente el impacto de la asignación de recursos de hardware con el fin de correr más aplicaciones haciendo, en cambio, dichos recursos disponibles para los huéspedes creados en el servidor. Sin un tal nivel de comunicación también reduce los valores de timeout de entrada y salida, haciendo, de manera efectiva, que su VPS funcione mucho más rápido.
Virtualización de servidores sin intermediarios

Aprovechamiento de los recursos más efectivo

Aplicación conveniente de los recursos de servidor

Por lo general las máquinas virtuales no pueden funcionar si no hay una capa adicional entre ellas mismas y el servidor físico haciéndose cargo de la administración de los recursos. Esto se traduce en menos recursos disponibles a los sistemas operativos huéspedes. Mediante los KVM VPS, cualquier capa adicional queda excluida, puesto que el la secuencia de procedimientos de virtualización está siendo elaborada dentro del sistema operativo de la máquina anfitrión. De esta forma, el juego de recursos que el host ofrece pueden ser aprovechados por los VPS que hay. La tal disponibilidad de recursos garantiza la ventaja adicional necesario a fin de que sus páginas o aplicaciones web sobresalgan entre sus competidores.
Aprovechamiento de los recursos más efectivo

Un SO de su elección

Obtenga el sistema operativo que prefiera

Mediante el Servidor VPS, es posible ser completamente autónomo del servidor madre en lo que se refiere al SO. Los procedimientos de virtualización KVM aseguran la comunicación directa entre las máquinas virtuales y el hardware del servidor, sin la necesidad de pasar por una capa de virtualización separada. Así, teniendo a mano la imagen ISO correcta, será muy fácil desplegar cada SO ejecutable en el servidor particular – a partir de las versiones de Linux más impopulares e incluso la última edición de Windows Server.
Un SO de su elección
  • Centro de Datos de EEUU
  • Centro de Datos de EEUU

    Steadfast, Chicago, IL